La persona deprimida hizo una renuncia a la agresividad vital. Se acomodó, resignada, en la pasividad. “La muerte del impulso de la demanda para la satisfacción amorosa es el estado emocional de la depresión.”

Depresión es resultante de resignación, renuncia, por la sucesiva frustración, de un impulso natural del organismo para la satisfacción de una necesidad básica de amor, de contacto, calor, plenitud, y vida. 

El paciente depresivo conoce el dolor angustioso de la fría soledad, el sufrimiento desgarrador del esfuerzo (sin frutos ) y la desesperación.

Solo las vicisitudes de la “relación terapéutica”, poco a poco, van a hacer posible la apertura al viejo dolor, porque estará asociada a la ESPERANZA.

La “no respuesta” de otro tiempo, que llevó el sujeto a replegarse, resignarse, dormir, desconectar, morir (aún sobreviviendo), es transformada, en la actualidad de esta “nueva relación”, en RESPUESTA, presencia, contacto, sucediendo con ello, el despertar y la revitalización de su SER. 

La depresión es inmovilidad, pasividad, lentitud psicomotriz. Mientras que en la agresividad hay búsqueda, en la depresión hay renuncia. En la agresividad hay esperanza de encuentro, en la depresión desesperanza y retirada hacia dentro (respecto al exterior) .

Continuar leyendo

Ensayaba su mejor sonrisa
mientras se vestía de motivos aparentes
para salir al asfalto,
a las gentes,
a las prisas,
al comercio de ruindades,
al cielo inalcanzable,
al deseo de tocar el vuelo de un niño

Continuar leyendo

Normalmente ellos son mas líneales y literales, ellas circulares.

Si ellos construyen hacia arriba, ellas más bien hacia lo profundo. 

Ellos ven mas lo evidente, destacarían lo que se muestra, y no tanto la intención o lo simbólico. 

Ellas están más atentas al gesto, a lo que queda oculto, a lo metafórico. 

Si nos orientamos en la relación de modo que dichas diferencias sean complementarias, llegaremos a la unión, la compenetración, la ayuda mutua. Si en cambio lo hacemos hacia el predominio personal o el juicio al otro porque “no es como yo” o no hace igual, o piensa y actúa de modo opuesto (versus equivocado) entonces la consecuencia será la lucha, la decepción, el agobio, malestar o bien la huida. 

Para ellos ellas son mas bien “locas”, emocionales, difíciles de entender o se pierden en el detalle, dan vueltas.

Para ellas, ellos son simples y faltos de sensibilidad (o sentimientos), “van a la suya”…

Pero si ambos se fijan detenidamente, consciente y pacientemente, se enternecerán, porque descubrirán que:

Ellas son todo corazón, se preocupan y cuidan de todos, tienen en cuenta cada precioso detalle, porque observan como ayudar, servir, amparar. Ellas sufren y se alegran “a pleno pulmón”, ellas se esfuerzan por desenterrar toda la verdad porque creen que la transparencia es la mejor base para la comunicación, ellas anhelan la permanencia, la continuidad del amor, la seguridad y la calma. 

¿Y ellos?…

Continuar leyendo

conciencia-y-ecología

Ecología hace referencia a preservar la naturaleza. A estas alturas de nuestra civilización ha llegado a resultar muy a menudo lejano y artificial este concepto mas allá del intento de cuidar y preservar la salud a través de alimentos y pesticidas. 

¿Que pasa con el Ser humano en este sentido?. ¿Conocemos o hemos olvidado también la naturaleza esencial del Ser humano?. ¿Siempre fuimos así, separados, interesados, temerosos, tecnócratas racionales, lujuriosos, iracundos y destructivos?. 

La ecología va asociada a la conciencia, cuidar de la tierra, cuidar de los buenos alimentos, solo es posible partiendo de tener una conciencia suficiente. Tiene que dolernos el daño de la Tierra, por ejemplo, y que no solo sea un ideal o un mensaje bonito.

Debemos por otro lado hablar de la ecología humana, hablar del nacimiento y crianza  ecológica, educación y las relaciones interpersonales basadas en el respeto , el cuidado recíproco, el servicio al otro ( y no mas yo y solo yo).

Continuar leyendo